Código de ética para practicantes de VortexHealing®

  1. Los practicantes deben realizar su tarea éticamente, con móviles e ideales elevados.

  2. Todo lo que se le plantee al cliente debe estar dotado de un espíritu de compasión y veracidad.

  3. Los practicantes deben recordar que, además de específicas técnicas de sanación, proporcionan educación, cuidado, y compasión.

  4. El practicante no debe atender a una persona si está bajo la influencia de alcohol o alterado mentalmente por el efecto de drogas o padeciendo alguna dolencia contagiosa.

  5. No se debe involucrar en conductas ilegales, inmorales o impropias a su cliente. No debe propiciar ese tipo de comportamiento. En particular, de ninguna manera debe incurrir en acoso sexual e incluso no tolerarlo si proviene de su cliente.

  6. No debe tratar un niño, si el padre o el tutor no están presentes.

  7. Tiene la responsabilidad de mantener la salud del cliente en el más alto nivel posible.

  8. No se deben hacer diagnósticos médicos ni dar “garantías” acerca del resultado de la sesión.

  9. Los clientes que no mejoran o que, claramente necesitan asistencia médica deben recurrir a ella, continúen o no con sus sesiones de VortexHealing.

  10. Debe mantenerse el secreto confidencial del cliente.

  11. Si se quiere usar otra terapia conjuntamente con el VortexHealing, de antemano se le debe avisar al cliente y contar con su aprobación. El uso de otras terapias debe ser anotada en las fichas del cliente en esa sesión.

  12. Los aranceles deben ser éticos y justos; los clientes no deben ser objeto de especulaciones financieras.

  13. Los practicantes pueden ofrecer a sus clientes una devolución de la terapia pero no deberían controlar su vida privada o tomar decisiones por ellos.

  14. La publicidad debe ser ética; se prohiben declaraciones exageradas.

  15. No se debe inferiorizar o criticar colegas públicamente, de ninguna manera crear dudas sobre la competencia profesional de los mismos. Los practicantes deben elevar el honor y la reputación de la profesión, en todo momento.

  16. Debe respetar las creencias morales, religiosas y políticas de sus clientes y colegas.

  17. Los practicantes deben aceptar la responsabilidad de informase acerca de leyes y reglamentos en su zona, respecto a la sanación energética. Esto incluye pero no se limita a: cualquier ley que restrinja el uso de la sanacíón energética; cualquier requerimiento o licencia necesaria para practicar la sanación tanto en la casa como en un consultorio; cualquier ley o regulación respecto o obtener seguros, etc.

  18. Se deberán tomar notas (fichaje), acerca de las sesiones de cada cliente, ya sea que esté requerido legalmente o no.